Atrás

Fabricado en Bélgica desde hace más de 100 años

Demeyere Family Portrait

Cuatro generaciones de tradición, espíritu emprendedor e innovación

Desde su fundación en 1908 Demeyere ha pasado de ser un negocio familiar belga a un referente mundial en utensilios de cocina de acero inoxidable. Durante más de 100 años hemos apostado continuamente por la excelencia, la sostenibilidad y la innovación.


Expansión y reconocimiento

Su hijo, Maurice Karel Demeyere (*Cortrique 1891) heredó el talento de su padre. Pronto aprendió el negoció como trabajador del metal y resultó ser un emprendedor al que no asustaba tomar riesgos. En 1908 se estableció por su cuenta como empresario independiente en un local en la calle Appel en Borgerhout, un barrio de Amberes. Allí se plantó la semilla de lo que sería el actual negocio familiar. A los 17 años llevaba un empresa de cuatro trabajadores, todos mayores de 40. En pocas palabras, Maurice sabía cómo trabajar.

Durante la primera guerra mundial sirvió en el cuerpo de ingenieros del ejército belga. Al ser una persona avanzada y ávida de conocimientos hizo virtud de la necesidad aprendiendo tanto como pudo sobre diversas técnicas. Un manual de prácticas militares, guardado como un tesoro por la familia, es una clara prueba de ello.

En 1919, junto a su hermano Willem, retomó el negocio donde lo había dejado. Paso a paso los hermanos Demeyere hicieron crecer la empresa. En 1921 se hicieron con una empresa de artículos del hogar, que se encontraba en una situación difícil, y trasladaron su empresa al Herentalsebaan en el barrio de Deurne. A ello siguió la fundación en 1922 de nv Demeyere & Zonen. Su padre, Emmanuel, siguió como consejero de sus hijos hasta su muerte en 1927.

Un importante reconocimiento a la calidad de la nueva empresa llegó en forma de un encargo de gran volumen por parte de la empresa “Bell Telephone” de Amberes. Para esta compañía de comunicaciones y sus filiales de todo el mundo, Demeyere fabricó en los años 20 millones de cajas de condensadores. Siguió manteniendo además la producción de artículos propios. El negocio funcionaba extraordinariamente bien.


Especialización en artículos para el hogar

Durante la segunda guerra mundial la empresa recibió el nombre de “Werkhuizen Demeyere” (taller Demeyere). Sobrevivió estos difíciles años fabricado las grandes ollas para sopa que usaban las organizaciones benéficas para repartir alimentos.

Afortunadamente la guerra no paralizó la compañía, la sucesión estaba asegurada. Maurits Emmanuel Demeyere (*Amberes 1921) estudió ingeniería y desde 1946 orientó la empresa de forma definitiva a la fabricación de artículos para el hogar.

Maurits es el inventor del “Silvinox” un tratamiento único en el mundo para las superficies de los utensilios de cocina. Gracias al Silvinox las ollas, sartenes, teteras, cafeteras y otros productos mantienen su exterior intacto y brillante, aun tras un uso y lavado intensivo. Esto contribuyó en gran manera al reconocimiento del nombre de la empresa. Paulatinamente se fue incrementando el número de productos fabricados. Como respuesta a la gran demanda, en 1980 se abrió una nueva fábrica (30.000 m2/7,5 acres) en Herentals.


Demeyere Frying Pans

Con paso firme hacia el siglo XXI La tercera generación

Con Maurits Jan Demeyere (*Wilrijk 1947) la tercera generación se incorporó a la empresa. Su formación como ingeniero electromecánico lo convirtió en el sucesor idóneo para afrontar los retos del futuro. En 1975 entró en la empresa. Maurits no sólo seguía de cerca los desarrollos tecnológicos, sino que estaba pendiente de las nuevas tendencias. Con mentalidad de futuro, pronto inició un estudio sobre una nueva tecnología para la cocina de bajo consumo energético: la cocina de inducción. En el momento en que esta revolucionaria técnica de cocinar irrumpió en el mercado Demeyere tenía ya preparada una amplia gama de elegantes productos. La inducción requiere recipientes elaborados con aleaciones diferentes a las tradicionales para distribuir el calor de forma uniforme.


ZWILLING and Demeyere

Adquisición por el grupo ZWILLING Un futuro prometedor

En 2008 Zwilling J.A. Henckels, una empresa líder en la fabricación de cuchillos, se puso en contacto con Demeyere. Zwilling J.A. Henckels deseaba hacerse cargo de la empresa Demeyere. Cristophe se encargó de la integración de Demeyere en el grupo Zwilling, en el que Demeyere conserva su propia identidad.

Con la unión de las dos marcas complementarias, el excelente crecimiento de los últimos años y la evolución del mercado de los productos para la cocina y el hogar, Demeyere afronta el futuro con gran confianza. Para hacer frente a la creciente demanda, las instalaciones de Herental se ampliaron en 2010 con una nueva planta de producción y un almacén adicional.

Más sobre ZWILLING J.A. Henckels

Demeyere worker at work

Las personas La clave del éxito

En gran parte el éxito de Demeyere recae en sus empleados: los hombres y mujeres tras las ollas. La fidelidad de la plantilla es muy notable. Muchos de los empleados han trabajado para Demeyere durante décadas y a lo largo de los años han adquirido una valiosa experiencia y amplios conocimiento. No sólo los dirigentes están unidos por lazos familiares, también muchos miembros de la plantilla tienen alguna relación familiar entre ellos: padres, madres, hijas e hijos han vivido su trayectoria laboral en Demeyere. La interacción entre un excelente equipo directivo y una plantilla motivada garantiza que los productos de la cadena de producción de Herentals sean de máxima calidad y tengan una garantía de 30 años. La totalidad de sus empleados es lo que hace única a Demeyere.